La Opinión de Cuenca

Magazine semanal de análisis y opinión

Jorobados y tramposos


El largo puente de la Constitución me ha dejado una enorme resaca física y anímica. Tantos días de ocio y vagancia, dejan los cuerpos sin ganas de volver a retomar el camino. 

En fin, superado el paréntesis festivo, vuelvo a ponerme en marcha y reanudo las tareas cotidianas: ducha mañanera, desayuno sin prisa, lectura de los correos ‘electrógenos’ y repaso de las noticias, aunque suelo saltarme las que hablan de los logros políticos de nuestro gobierno, más que nada, por salud mental, ya que mi cabeza no es capaz de asimilar tantas sandeces condensadas en un párrafo. Paso página y voy directo a los cotilleos, a las noticias de sociedad, en busca de algo que me alegre la mañana, algo que me haga sonreír y me endulce la realidad.

Y buscando, descubrí una noticia publicada en El Mundo, que me hizo reír a carcajadas, aunque en un principio pensé que era una más de las ‘fake news’ que cada día encontramos en los medios.

La noticia dice así: “Un concurso de belleza de camellos en Arabia Saudí ha acabado con la descalificación de 43 de estos animales al encontrar en ellos inyecciones de bótox o estiramientos faciales, prácticas ilegales que están prohibidas en este tipo de eventos en el país. En concreto, fue un comité médico especializado el que descubrió dichas manipulaciones estéticas en los camellos durante la primera ronda, motivo por el que fueron descalificados en ese mismo momento. Entre los hallazgos, que 16 de estos animales llevaban inyecciones de bótox y a otros 27 se les habían realizado estiramientos faciales. Una realidad insólita que no se había visto desde la primera edición de este evento llamado el Festival Rey Abdulaziz de los Camellos”. 

Asombrado ante la noticia, rápidamente pensé en si nuestro monarca emérito habría acudido como invitado al evento y presenció la descalificación de los ‘jorobados’, presencia real de las que mis fuentes aseguran que no se produjo, aunque tampoco me fío de lo que me digan. No, pero sí, ya saben cómo son estas cosas.

La verdad es que lo que más me llama la atención, no es que a los camellos se les inyecte bótox para embellecerlos. Lo que de realmente me resulta extraño es que, en países como este, se maltrate a las mujeres, se las obligue a llevar tapada la cara, no tengan los mismos derechos que el hombre, que se encarcele a homosexuales o que se penalice el consumo de alcohol. Eso sí, a los camellos se les permite todo, ya que deben ser el paradigma de la belleza. Son los reyes del desierto, pero sin trampas, estiramientos ni rizado de pestañas. ¡Faltaría más!.

Lo que si me parece correcto es que se ataque el fraude, sea en camellos o en cucarachas de carreras. Las normas son las normas y, como dijo Pedro Sánchez respecto a la Constitución, “hay que cumplirla”. Claro que lo que diga Sánchez no hay que tenerlo muy en cuenta, porque un día dice blanco y otro negro, ya sabemos cómo las gasta. 

En definitiva, y volviendo al concurso de belleza de los camellos, a pesar de no estar de acuerdo con la mayoría de las cosas que suceden en el reino de Abdulaziz, mando desde aquí un fuerte aplauso y mi más sincera felicitación a los jueces que descubrieron el fraude de los artiodáctilos tramposos. Olé por los jueces del certamen. ¿Se imaginan la cantidad de Miss Mundo falsas que nos han colado desde que existen los concursos de belleza? De haberse celebrado en Arabia Saudí, seguro que no nos hubieran dado gato por liebre. Claro que, lo que no creo es que en dicho país, lleno de dólares, petróleo y extravagancias, permitieran este tipo de eventos. El de los camellos, animales jorobados pero bellos, sí. ¡El mundo se está volviendo loco, loco, loco!. 


Quienes somos:

  • Dirección y coordinación Alicia García Alhambra
  • Redes Sociales y Contenido Audiovisual: José Manuel Salas
  • Colaboradores: Pepe Monreal, Jesús Neira, Enrique Escandón, Martín Muelas, Cayetano Solana, Manuel Amores, Antonio Gómez, Julián Recuenco, Ana Martínez, Carmen María Dimas, Amparo Ruiz Luján, Alejandro Pernías Ábalos, Javier López Salmerón, Cristina Guijarro, Ángel Huélamo, Javier Rupérez Rubio, María Jesús Cañamares, Juan Carlos Álvarez, Grisele Parera, José María Rodríguez, Miguel Antonio Olivares, Vicente Pérez Hontecillas, Javier Cuesta Nuin, Vicente Caja, Jesús Fuero, José María Rodríguez, Catalina Poveda, José Julián Villalbilla, Mario Cava.
  • Consejo editorial: Francisco Javier Pulido, Carlota Méndez, José Manuel Salas, Daniel Pérez Osma, Paloma García, Justo Carrasco, Francisco Javier Doménech, José Luis Muñoz, José Fernando Peñalver.

Síguenos: